martes, 22 de enero de 2013

Fases de la respuesta sexual. Los estudios de Masters y Johnson

Con la palabra "sexo" hacemos referencia a los órganos genitales, mientras la "sexualidad" se encuentra íntimamente relacionada con el placer, el intercambio afectivo y la comunicación.

La sexualidad es uno de los aspectos importantes en la relación de pareja (entre otros, como por ejemplo, la comunicación, la confianza, actividades en común, etc.).

Una gran parte de los problemas que aparecen en este ámbito están relacionados con la falta de información y los tabúes. De hecho, esos tabúes también han supuesto dificultades a la hora de la investigación.

Unos de los estudios científicos más importantes sobre sexualidad humana, son los realizados por Masters y Johnson (una pareja formada por un ginecólogo y una psicóloga, respectivamente), a finales de la década de los 60. Los resultados de su investigación, supusieron una auténtica revolución, no sólo por lo innovador de sus métodos y sus resultados, sino también por su contribución a visibilizar la sexualidad femenina.


Masters y Johnson describen 4 fases en la respuesta sexual: excitación, meseta, orgasmo y resolución.




A estas cuatro fases, la investigadora Helen Kaplan añadió una fase inicial, que denominó deseo.

A continuación, vamos a describir dichas fases de forma general:

  • Deseo: 
"De cada mirada, por dios, ardía el recuerdo en mi interior" "En la prisión del deseo estoy...junto a ti" (Maradentro, Héroes del Silencio).

El deseo se basa en la percepción de sensaciones a través de los sentidos, en pensamientos, fantasías... que motivan a la persona hacia la actividad sexual. Es una fase previa y necesaria para iniciar una relación sexual.

  • Excitación:
Si el deseo es elevado, puede desembocar en la fase de excitación, en la que se producen cambios a nivel físico y psíquico que facilitan el que se lleve a cabo una relación sexual. En hombres y en mujeres aumenta el ritmo cardíaco y el flujo sanguíneo en los genitales. Las manifestaciones más evidentes de esta fase son, la erección en hombres y el aumento de la lubricación de la vagina en mujeres.

  • Meseta:
Durante esta fase, siguen produciéndose cambios a nivel físico, tanto en el cuerpo de los hombres como en el de las mujeres que predisponen al orgasmo.

  • Orgasmo:
"El placer es un abismo, el orgasmo un alivio" ("Avalancha", Héroes del Silencio)

Creo que es difícil encontrar una descripción de orgasmo mejor que la de frase anterior.

Una vez alcanzado el máximo de tensión sexual, se produce una descarga brusca de esta, acompañada de contracciones rítmicas involuntarias en los genitales y en los músculos que los rodean. En los hombres, se produce la eyaculación.

Las mujeres pueden experimentar varios orgasmos seguidos.

  • Resolución:
Consiste en la vuelta a la "normalidad" del organismo. Se suele producir una sensación de relajación y bienestar, producida, entre varias, por las distintas hormonas segregadas durante el proceso.

Los hombres padecen el denominado "efecto refractario", que les impide, tras la eyaculación, volver a excitarse durante un periodo de tiempo.



7 comentarios:

Tu aportación al blog es muy importante. Gracias.

Quizás puedan interesarte:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...